Cenotes en Tulum para visitar

Lo que más nos encanta de Tulum es que casi todos sus cenotes son aptos para el nado y el buceo, ofreciéndote paisajes distintos, pero igual de magníficos. La mayoría de los cenotes en Tulum son abiertos y llegan a la superficie como un manantial.



Melina Villavicencio, disfrutando del cenote dos ojos.

https://goo.gl/maps/p7fzjvh1fburwMbJ7


Cenote Calavera


El Cenote Calavera en Tulum es más ideal para bucear que para nadar.

Este cenote debe su nombre a la curiosa forma de calavera que se origina cuando la luz del día ilumina sus orificios. Además, ubicarlo es muy fácil, ya que encontrarás unos dibujos de calaveras folclóricas en la taquilla de entrada. Seguramente, reconocerás este cenote porque incluye un gran columpio para que tengas una foto de recuerdo con las mejores vistas de este manantial.

Muchas personas prefieren este cenote porque tiene una profundidad de 19 metros y cavernas super interesantes; una combinación perfecta para los amantes del buceo. La experiencia se vuelve más interesante cuando aprecias cómo se junta el agua dulce con el agua salada.


En el Cenote Calavera puedes zambullirte en sus aguas, tomando las precauciones necesarias, o bajar por unas escaleras que te permitirán acceder a las profundidades.


El Gran Cenote


El Gran Cenote se encuentra a tan solo 5 km de Tulum, en la misma carretera que el Cenote Calavera. Es uno de los rincones más especiales de esta localidad y uno de los atractivos turísticos principales de Quintana Roo. Una de las razones principales de su popularidad es que se encuentra rodeado de la Selva Maya, llevándote a un estado de relajación inmediata.

La temperatura del agua es muy agradable durante todo el año, ya que no baja de los 24º, por lo cual no deberás preocuparte por encontrar una buena temporada para visitarlo.

En este cenote está permitido practicar espeleobuceo, que consiste en bucear por las cavernas subacuáticas, apreciando todo el paisaje acuático que te ofrece. También puedes nadar libremente, ya que tiene una profundidad de 10 metros, pero si no sabes nadar no te preocupes, porque podrás rentar un chaleco salvavidas.


Lo mejor del Gran Cenote es que tiene dos ambientes diferentes; una parte que se encuentra al aire libre y otra cerrada.

Cenote Cristalino


Este cenote no es muy profundo, ya que tiene unas partes bajas de 3 metros de profundidad, y otras de hasta 6 metros. Ten en cuenta que para entrar en este y la mayoría de los cenotes es importante que no utilices cremas ni protectores solares que no sean biodegradables, ya que alteran la composición química del agua, perjudicando la flora y fauna de la localidad.

Lo mejor es que es un cenote muy seguro, ya que cuenta con un rescatista presente en todo momento. Sin embargo, se recomienda el uso de salvavidas, especialmente en las partes más profundas.

El Cenote Cristalino es uno de los cenotes más bellos en Riviera Maya, con sus aguas transparentes y su vegetación abundante.

Cenote Dos Ojos


Este cenote es un verdadero espectáculo para los amantes del buceo que quieran deleitarse con una gran variedad de restos rocosos y fósiles. El Cenote Dos Ojos se trata de dos cuerpos de aguas comunicados por cavernas subterráneas que dan la apariencia de dos grandes ojos.

Los pozos de agua del Cenote Dos Ojos se encuentran a 20 km de Tulum y tienen una profundidad de 118 metros, siendo uno de los 10 sistemas de cuevas más profundos en el mundo.


Para entrar en el Cenote Dos Ojos es importante que no utilices cremas ni protectores solares que no sean biodegradables.

Cenote Kaan Luum


Kaan Luum es tu entrada a uno de los cenotes más impresionantes en Tulum; un manantial abierto de 82 metros de profundidad, con un atractivo paradisíaco que no tiene comparación. Es una excelente opción para visitar en familia, ya que la zona de lagunas es poco profunda y ofrece una experiencia de aguas cristalinas como ninguna.


Este gigantesco cenote de 25 metros de diámetro está ubicado dentro de la laguna Kaan Luum.

Cenote Escondido


Llegar a este cenote es toda una aventura, ya que debes atravesar primero un tramo de selva y vegetación. Como su nombre lo indica, este cenote se encuentra rodeado o escondido entre tanta vegetación, lo que lo hace un lugar super interesante de descubrir.

El Cenote Escondido se encuentra a 3km al sur de Tulum, y es un lugar ideal para quienes prefieren nadar y apreciar las vistas y paisajes que ofrece la superficie del cenote.

Sin embargo, si prefieres bucear, el Cenote Escondido ofrece 17 metros de profundidad para que puedas apreciar su fauna y flora. Ahora bien, ten en cuenta que es importante preservar la integridad del agua, evitando llevar protector solar o repelente no biodegradable. Además, está prohibido colgarse de los manglares de este Cenote, ya que forman parte de la vegetación del recinto.



Si eres amante de la naturaleza y además quieres apreciar lo mejor de un cenote, el Cenote Escondido puede ser un plan perfecto para ti.

Los cenotes que te presentamos a continuación están a pocos kilómetros de Tulum, así que no hay excusa para perdértelos si vas de visita

o si tienes un departamento en Tulum.

9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo